¿Un nuevo fútbol? La pelea entre UEFA y los clubes por la creación de la Superliga

Un auténtico cisma vive el fútbol europeo luego del cruce de comunicados y de intenciones. Explicamos lo que sucede:

Los ricos quieren ser más ricos, tener más y mejor nivel competitivo, no era ningún secreto. Las conversaciones dieron frutos y la Superliga nació este domingo, fundada por Real Madrid, Manchester United, Juventus, Barcelona, Liverpool, Atlético de Madrid, Arsenal, Tottenham, Manchester City, Chelsea, Inter y AC Milan.

Sin embargo, la UEFA intentó evitar lo inevitable con un enérgico comunicado conjunto con LaLiga, la Premier League, la Serie A y las federaciones nacionales de España, Italia e Inglaterra, horas antes del anuncio oficial del torneo, advirtiendo del veto inmediato a los clubes que tomaran parte de una posible Superliga, tanto a nivel continental como local, y asimismo a los futbolistas de los clubes de tomar parte de torneos internacionales con sus selecciones.

En la medianoche europea, no tardó la FIFA en emitir un comunicado de urgencia, anunciando su desaprobación a una “liga separatista” por fuera de las estructuras, y pidiendo a las partes a que haya un diálogo “tranquilo, constructivo y equilibrado” por el bien del fútbol.

Los porqués de la Superliga

El origen está en los controles de la UEFA relacionados con el fair-play financiero y con el reglamento de fichajes, que están aproximando al fútbol europeo de clubes a un modelo similar al de las ligas estadounidenses donde están impuestos unos topes salariales.

Sin embargo, la oposición es férrea, y la idea original del torneo naciente es de Florentino Pérez, recientemente reelecto y sin oposición como presidente del Real Madrid. La idea es que los 12 clubes fundadores nunca desciendan de esta Superliga, por lo que aún esperan tres clubes más, esperando que se unan al tren colosos deportivos y económicos como Paris Saint-Germain, Bayern Múnich y Borussia Dortmund.

Detrás de la idea están los clubes de poder, dinero y espectáculo, y eso se evidencia en su estructura con Florentino Pérez como presidente, y sus vicepresidentes Andrea Agnelli (presidente de Juventus) y Joel Glazer (propietario del Manchester United, y de los Tampa Bay Buccaneers de la NFL).

El primer intento de UEFA para ‘atajar’ esta iniciativa ‘separatista’ fue brindarles cuatro cupos directos en la Fase de Grupos de la UEFA Champions League a los clubes provenientes de LaLiga, Premier League, Serie A y Bundesliga a partir de la temporada 2018-19, y repartiendo los cupos para el resto de ligas a partir de los Coeficientes UEFA (existentes desde 2009).

La Superliga usa la pandemia de COVID-19 y sus efectos económicos como argumento para crear el torneo al evidenciar la necesidad de aumentar el fondo de solidaridad (que hoy asciende a 1.000 millones de euros por parte de UEFA), que claramente al disputarse entre semana enterraría a la UEFA Champions League, torneo que esta semana anunció sus cambios bajo un formato que es difícil de comprender para muchos, pero que está pensado en una democratización de los cupos (y de los ingresos) al contar con 36 equipos y un formato de liga, muy diferente al actual.

Sin embargo, hay dos puntos de quiebre en medio de las amenazas de UEFA, en las que se rumora la exclusión inmediata de los equipos que toman parte de la Superliga de sus torneos actuales, lo que dejaría al Paris Saint-Germain como campeón ‘por escritorio’ de la UEFA Champions League, y una final entre AS Roma y Villarreal para definir la UEFA Europa League.

Lo primero son los futbolistas, ya que hace falta el pronunciamiento de ellos, no en redes sociales, sino a través de FIFPro sobre la iniciativa, ya que si bien puede ser provechosa para algunos equipos que siempre tendrán alto nivel competitivo, puede ser perjudicial y al final desequilibrada para muchos, sumado a la posibilidad de veto de las selecciones nacionales por parte de UEFA, y hasta de la misma Copa Mundial de la FIFA.

Lo segundo, y lo más importante, el dinero. Según el diario El País de España, son 4.000 millones de euros por derechos de televisión lo que está en juego, cuyo control fue planteado por la ECA (Asociación de Clubes Europeos, por su sigla oficial en inglés), como argumento para las negociaciones del trienio 2024-2027 de la UEFA Champions League.

Un antecedente en el baloncesto

En la actualidad existe un caso de éxito de “separación deportiva”, lo cual ocurre en el baloncesto con la Euroliga, existente desde el año 2000 con clubes de hasta 10 países, donde hay 11 equipos que son licenciados y que nunca descienden (así como los 12 fundadores de la Superliga), dos campeones y 5 invitados, dos por varios años y tres por un año. Allí juegan clubes como Real Madrid, Barcelona, Olimpia Milano, CSKA, Panathinaikos y Olimpiakos, entre otros.

Al respecto, la Federación Internacional de Baloncesto (FIBA) creó en 2016 la Basketball Champions League con la idea de competir y en un futuro reemplazar a la Euroliga, siendo el torneo donde participan 24 equipos, pero donde la clasificación es deportiva, y en la misma no participan los clubes de la Euroliga. En la actualidad ambos torneos existen paralelamente.

Te puede interesar:

Una respuesta a “¿Un nuevo fútbol? La pelea entre UEFA y los clubes por la creación de la Superliga”

  1. Creo que la gran arista esta en los futbolistas, pues son ellos quienes verian afectada su paticipación con los combinados nacionales, es bien sabido que para todo futbolista es un merito y un orgullo portar la camiseta de su selección, dejar de participar en torneos regionales como la eurocopa, la copa america, la copa de oro y aun más preocupante olvidarse de participar en un mundial. Me surgen preguntas cómo, si un jugador que juegue para un equipo de superliga puede ser fichado por un equipo que este fuera de esta organización y vicebersa, pues dejaria de jugar con su selección estando en la superliga, si es fichado luego por un equipo fuera de la superliga ya podra participar y esto se prestaria para inconvenientes, los hinchas de las selecciones pueden interpretar el que los jugadores no actuen para su pais como una traición, todo el tiempo que pueden permanecer sin ser convocables seden terreno y sus puestos en los seleccionados no estarian garantizados, jugadores que amen su seleccionado patrio y que quieran ser fichados por algún equipo de la superliga podria negarse por el solo hecho de no querer ser “vetado” de la selección, esto último iria en contra de una de las tantas intensiones reales de la superliga, pues lo que ellos planean es contar con los mejores jugadores del mundo y estos pueden preferir su selección, el dilema de querer más dinero o jugar para su pais como menciono anteriormente puede jugar un papel importantisimo en el desarrollo de la superliga, los contratos de los juagadores es otro factor de gran relevancia, pues el dinero ha venido jugando un papel protagonigo en el deporteben general, cómo se manejarian las clausulas para que un jugador que milite en un equipo de la superliga pase a otro equipo de la superliga, seguiran las cifras estratosfericas para hacerse de los servicios de los mejores, se buscara fichar jugadores que compitan fuera de la superliga, creen ustedes que equipos fuera de la superliga no aprovecharian esto para pedir sumas elevadisimas por sus jugadores a equipos que sean de la superliga y quieran fichar por fuera, tengamos en cuenta tambien que los jugadores hoy en día tienen más autonomia sobre sus futuros, con quien quieren fichar y deciden si renuevan o no permitiendo que otro club los fiche totalmente gratis, tambien habria que mirar cuantos titulos se jugaran en esta superliga, pienso que podria ser la superliga en formato de liga, alguna copa en formato de fase de grupos y alguna copa con formato de eliminación directa, no se que otro se pueden inventar, teniendo en cuenta el reducido número de equipos participantes, con lo anterior los jugadores que siempre han tenido sed de gloria, anciedad por romper records, mentalidad ganadora, tal vez no les convensa la idea de competir por pocos titulos, puede que inventen la recontrasuperliga que sea entre ganadores de los diferentes formatos de competencia pero no seria algo innovador que a mi parecer es el gran proposito de estos clubes de la superliga, salirse del molde, generar ingresos, competir entre los mejores, a mi concepto tendrian que idear un formato de juego que sea diferente a todo lo conocido y que resulte muy gratificante, porque allí viene lo otro el público, pues las personas pueden perder rapidamente el interes a la superliga, no olvidemos que una de las cosas que ha hecho que el público se enamore nuevamente del fútbol es ver a equipos chicos lograr azañas, ganar titulos, enfrentarse con valentia y gallardia a los grandes del deporte rey.
    Son muchas las incognitas que surjen al rededor de la creación de la superliga y seria insensato de mi parte decir que no seria apasionante ver a los mejores equipos y jugadores, compitiendo y jugando entre si con más frecuencia, porque no hay que negar que los partidos entre grandes equipos despiertan una emoción particular en los aficionados y quedan siempre enmarcados para la historia por su espectacularidad.
    Finalmente y como ya he manisfestao, creo que el factor determinante para que este proyecto pueda materializarse son los futbolistas, pues para muchos el dinero nunca va a estar por encima del amor por el deporte, de igual manera los jugadores que esten en la superliga exigiran muchisimas cosas más, no es descabellado pensar que si en este momento hay jugadores que pierden la cabeza y se olvidan que son humanos por el solo hecho de tener un talento para el fútbol y jugar en los mejores clubes, puedan terminar perdiendo el rumbo, saliendose de sus cabales y perder el afecto de los hinchas, al ser los mejores, ganar mucho más dinero y ser exclusivos dentro de una competición exclusiva y elitista.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *