Top 10: Leyendas en la historia de los Juegos Olímpicos

Con motivo de conmemorar el día olímpico, damos un vistazo a 10 leyendas en la historia del máximo evento del deporte.

Nuestro criterio es definir a estos deportistas no por un número, pero sí por el valor de su logro en los Juegos Olímpicos.

Michael Phelps – “El tiburón de Baltimore”

View this post on Instagram

Like father like son🤷🏻‍♂️. 🤣🤣

A post shared by Michael Phelps (@m_phelps00) on

El norteamericano es el rey de la natación en la historia de los Juegos Olímpicos, siendo el máximo ganador de medallas de oro con 23 y un total de 28 contando las tres de plata y dos de bronce en las justas de Atenas 2004, Pekín 2008, Londres 2012 y Río 2016.

Larisa Latynina – “La reina de los Juegos”

La gimnasta de la Unión Soviética es la mujer con más medallas en la historia de los Juegos. En las ediciones de 1956, 1960 y 1964 conquistó un total de 18 medallas, nueve de oro, cinco de plata y cuatro de bronce.

Paavo Nurmi – “El finlandés volador”

Un total de 12 medallas consiguió este atleta, lejos de la modernidad pero siempre en el podio. Entre 1920, 1924 y 1928 logró nueve oros y tres platas en las competencias de fondo, ya que era el rey de las distancias superiores a los 800 metros, con 22 récords del mundo y un invicto en su carrera de 121 victorias.

Jesse Owens – “El héroe de Berlín”

Sin duda una de las grandes historias de los Juegos Olímpicos fue la victoria de Jesse Owens en los 100 metros planos (la prueba reina del atletismo) en las justas de Berlín 1936, con el líder de la Alemania Nazi, Adolf Hitler, en el palco del Estadio Olímpico.

Nadia Comaneci – “El 10 perfecto”

La gimnasta rumana a sus 15 años, en los juegos de Montreal 1976, fue la primera deportistas con una calificación perfecta (10) en la gimnasia artística, siendo este el mayor hito en la historia deportiva de Rumania. En la actualidad sigue inspirando con su excelente estado físico.

Mark Spitz – “El tiburón”

Antes de Michael Phelps, Mark Spitz era el rey de las piscinas olímpicas. Era el nadador con más victorias en los Juegos Olímpicos con un total de nueve, entre 1968 y 1972.

Emil Zatopek – “La locomotora humana”

El checoslovaco tenía gran fuerza y resistencia en las pruebas de fondo, con impresionantes victorias en los 5000 metros de 1948, repitiendo ese oro en Helsinki 1952, agregándole los 10000 metros y la maratón, algo prácticamente imposible de igualar en la actualidad.

Abebe Bikila – “El campeón descalzo”

El etiope fue ganador dos veces de la maratón olímpica, siendo el primer atleta africano en ganar una medalla de oro en los Juegos Olímpicos, compitiendo descalzo en 1960 y repitió victoria en 1964.

Carl Lewis – “El hijo del viento”

Cuenta con un impresionante registro de ocho victorias olímpicas en las ediciones de 1984, 1988, 1992 y 1996. Sin embargo, su leyenda se cimentó en Los Ángeles 1984 igualando los cuatro oros que Jesse Owens había conseguido en Berlín 1936.

Michael Jordan y el ‘Dream Team’

Campeón invicto en el baloncesto de Barcelona 1992, con un plantel irrepetible, Estados Unidos contaba con Michael Jordan, el mejor jugador de la historia. Pero en el equipo de ensueño estuvieron en la duela Charles Barkley, Magic Johnson, Karl Malone, Scottie Pippen, Patrick Ewing y John Stockton, entre otros.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *